Paul Stanley y Gene Simmons opinan sobre cómo afrontan la última gira de Kiss. Frehley les responde a su manera. Simmons comentaba que «Ace y Peter tuvieron tres oportunidades. Han sido despedidos tres veces por drogas, alcohol, mal comportamiento, no ser profesionales y no afrontar sus obligaciones. ¿Nos gustaría contar con ellos en algunos conciertos de la gira? Sí, pero jamás volverán a Kiss como miembros permanentes del grupo».

«Tres veces es suficiente. Que ahora digan ‘prometo que me voy si no funciona’ o ‘llevo sobrio un millón de años’ me parece perfecto, que disfruten de su vida. ¿Les daríamos la bienvenida para tocar una o dos canciones? Por supuesto. ¿Dependeríamos de ellos para hacer un repertorio completo cada noche? No, en nuestra puta vida».

Stanley añadía que «no depende de mí que ellos formen parte de la gira. Creo que esto es una celebración de nuestra historia y la confirmación de que hemos logrado algo importante. Cualquier persona que sea tan corta de miras que piense que esto iba a ser una reunión de la formación original se equivoca. Así, me encantaría ver a todo el mundo. Si no sucede, no depende de mí. Ahora bien, no quiero recordar nada de la etapa de Vinnie Vincent, no hay nada que celebrar con él».

Ace Frehley respondía en Facebook que «Gene, te equivocas, NUNCA FUI DESPEDIDO de Kiss. Me fui yo dos veces, no tres, porque quise. Paul y tú sois unos freaks del control y es muy complicado trabajar con vosotros. Tus comentarios sobre mis hábitos me han costado millones de dólares. Llevo 12 años sobrio, todavía sigues diciendo que no puedo hacer un concierto entero. Esto es lo que llevo haciendo en estos últimos 12 años, para tu desgracia y la de Paul, con distintas formaciones de mi grupo».

«De la formación original de Kiss soy el artista en solitario con mayor éxito. Paul y tú habéis intentado destrozar mi carrera en solitario y no habéis podido hacerlo. He intentado invitaros a participar en mis discos, os he dado una de mis Gibson Les Paul del 59, pero hoy me has confirmado que eres un gilipoll** y un adicto al sexo que está siendo demandado por mujeres mientras intentas esconder todo eso bajo la alfombra».

«La guinda a la tarta la pusiste cuando tocaste a mi mujer y le dijiste que se acostase contigo en Capitol Records mientras estaba ayudándote a promocionar una de tus Vault Experiences. De hecho, ella intentó demandarte semanas después y le dije que no lo hiciera. Ahora todo está claro, tus comentarios confirman que se acabó el camino para vosotros. Sin una sentida y completa disculpa, tras ofrecerme que me reincorpore a mi antiguo trabajo, y tras echar a Tommy del trono que yo creé, la mierd* inundará a cada fan y no podrá pararla».

Fuente: www.miusyk.com (vía blabermouth)