26 julio, 2017

Enorme concierto de Kiss en el GRAND CASINO – HINCKLEY MN el 15 de julio.

Javier Rueda

No Comments

Tags: KISS

¿Qué puedo decir acerca de Kiss que no se haya dicho ya? Al inicio de su carrera un crítico escribió “el nombre de la banda es Kiss, la banda en la que los nombres de los miembros no importan. Espero que estén ahorrando su dinero porque no durarár mucho tiempo “. Es exactamente ese tipo de actitud la que pone a Kiss justo donde están ahora. Los críticos de la banda, especialmente en los años setenta, los vieron como una broma. Pero los niños no y eso es todo lo que realmente importaba.

El sábado por la noche no fue diferente, lo dieron completamente todo y a la gente le encantó. Debido a circunstancias fuera del control de la banda, el concierto comenzó con casi 90 minutos de retraso, pero nadie parecía molesto. Era una noche hermosa y todo el mundo estaba de buen humor. Ellos dieron un show increíble y recorrieron todo el camino de vuelta al principio con la canción Deuce. Ésa fue la apertura del espectáculo y de allí en adelante fue una canción familiar tras otra.

El punto culminante para mí fue una joya rara de su álbum Destroyer titulada Flaming Youth. Esa canción resume bastante el rock’n’roll y la experiencia adolescente en América en los años setenta. Sí, tocaron todas las canciones conocidas como Detroit Rock City, Love Gun y Rock ‘N Roll All Nite pero la experiencia de concierto cuando vas a ver a Kiss va mucho más allá de las canciones, la pirotecnia y todos los demás efectos influyen mucho. Aunque en una nota aparte debo decir que Common World Productions fuera de las Twin Cities ponen una pantalla enorme de 40 pies detrás de la banda. Su capacidad para hacer producciones de vídeo suma realmente mucho al espectáculo de la banda. Personalmente, me gusta espectáculos como este que son un poco más sencillos. Debido al anfiteatro, Gene Simmons no voló durante God of Thunder y Paul Stanley no voló sobre la audiencia durante Love Gun. Pero tenían muchos otros ases en las mangas.

Como dije, un concierto de Kiss va mucho más allá de la actuación. Para su comunidad de fans, ir a ver tocar a la banda, supone el viaje de su vida. Actualmente están en su gira de 2017, en la que sólo están tocando un puñado de fechas por mes. Había gente en el programa esa noche que había venido desde tan lejos como Texas, Carolina del Norte e incluso una chica de Brasil. Al igual que Paul Stanley dijo una vez, “Lo último que el público quiere ver es a cuatro descuidados que necesitan un afeitado caminando por el escenario”. Kiss siempre ha hecho todo lo posible para darle a la audiencia lo que vale la entrada.

Para aquellos de ustedes que no lo saben, Ace Frehley y Peter Criss, dos de los miembros originales, ya no están con la banda. Tommy Thayer ahora tiene la personalidad del Spaceman y Eric Singer es el Catman. Estos dos caballeros han respirado vida en esta banda de una manera que no puedo describir. Puedo decir que los cuatro se están divirtiendo. Eso se traduce a la audiencia y hace que el espectáculo sea aún mejor. Tanto Tommy Thayer como Eric Singer son músicos increíbles. No puedo pensar en dos personas que encajan mejor en esta banda. Este es mi Kiss.

Siempre he dicho que a alguien que no le gusta Kiss, es que nunca los ha escuchado. Si eres alguien que le encanta ir a ver música en vivo, incluso si eres un hippie, no hay forma de que no puedas apreciar esta banda. Por lo tanto, levantad el culo, salid y vedlos cuando podáis. Esto no puede durar para siempre y te sentirás muy decepcionado si te lo pierdes.

Setlist – Duece – Shout it out Loud – Lick it Up – I Love it Loud – Love Gun – Firehouse – Shock Me – Flaming Youth – God of Thunder – Say Yeah – War Machine – Psycho Circus – Black Diamond – Rock N Roll All Nite – Cold Gin – Detroit Rock City.

Fuente: www.1013musicreviews.com