En el libro nuevo de Paul Stanley, Backstage Pass, él habla sobre el estado actual de su relación con Ace Frehley y Peter Criss.

Mientras que dice que fue “bonito” tener a Frehley “de vuelta en una capacidad mayor en mi vida” debido a la “magia compartida” de su historia, no es en absoluto halagador con Criss, sugiriendo que el batería tiene una mala actitud que le impide disfrutar de la vida.

“Por desgracia Peter es una historia diferente”, indica Paul. “No creo que Peter tenga vida. Parece consumido por alguna especia de realidad que le cuenta su mujer. Siempre ha sido negativo y siempre ha mantenido una mentalidad como de somos nosotros contra ellos. Yo no quiero eso en mi vida”.

Stanley dice que el problema no es “tener diferencias, porque estoy seguro de que Ace y yo tenemos diferencias. Es el sentido en general de ira y resentimiento de Peter y el sentirse como una víctima. Necesita admitir su participación y luego cambiar las cosas. Creo que la vida de Peter probablemente sea de una sola dimensión, aburrida y nada estimulante, lo cual es el resultado de ver el mundo de forma negativa y ver a todo el mundo, desde los miembros de la banda hasta los empleados del hotel, de forma irrespetuosa”.

Concluye manifestando que “ese no es un mundo en el que nadie debería vivir, y yo no quiero ser parte de él”. Luego compara la vida con un Partido de dodgeball (balón prisionero): Evita que te alcancen mientras vigilas a los que te rodean siendo alcanzados.

Backstage Pass, la continuación de la biografía de Stanley de 2014, Face The Music, llega mañana y promete “profundizar más en su vida personal y en su hogar hoy en día, en la vida dentro y fuera del escenario, revelando lo que ha aprendido de una vida  como líder de la icónica banda KISS, y cómo aporta su sensibilidad única no solo a su carrera musical de súper estrella sino a cada área de su vida, desde los negocios, como padre, a la salud y a la felicidad”.

Fuente: https://ultimateclassicrock.com/paul-stanley-peter-criss-negative/